info@eldescorchediario.com
  • Bodega Giménez Riili
  • 5 mayo, 2019

Enoturismo, un disfrute entre viñedos y con pasión familiar

La Experiencia Giménez Riili invita a compartir momentos únicos e inolvidables en el corazón del Valle de Uco. Una propuesta que incluye bodega, alojamiento, restaurante, paseos y por supuesto, los vinos de la familia.

Llegar a este paraje es mucho más que visitar una bodega o alojarse en una posada. Vivir la #ExperienciaGimenezRiili es disfrutar del aire y del paisaje único del Valle de Uco; es adentrarse en una apasionante historia familiar y encontrarse con la calidez y las anécdotas de mucha gente, que hacen de la estadía un recuerdo imborrable.

La experiencia ofrece varias opciones, para vivirla de manera completa, lo ideal es alojarse como mínimo una noche en la posada, para luego disfrutar del resto de las actividades. El alojamiento ofrece todas las comodidades, pero sin duda la vedette de las suites es la fabulosa vista a la Cordillera de los Andes y los viñedos.

El desayuno es otro punto para destacar, donde se puede disfrutar de un exquisito pan casero con manteca, dulces, frutas y hasta de unos huevos revueltos hechos al instante en el leño y cocina a la vista.

Un menú pensado en los vinos

Giménez Riili cuenta con un cálido restaurante, donde se ofrece un menú de 6 pasos, cada uno maridado con los mejores vinos de la bodega. En el menú se destacan los sabores tradicionales y el infaltable corte de carne como principal. Es así que, una variada gama de colores y sabores se conjugan para el deleite de los comensales.

Cabe destacar, que la propuesta ofrece opciones vegetarianas y veganas, como así también un menú infantil. Una nota para destacar, el servicio de vinos a cargo del sommelier brasilero Evaldo Sarmento (ver nota).

 

 

Una vez alojado, hay diversas actividades para hacer. En primer lugar, la visita obligada a la bodega, vale la pena encontrarse con el enólogo Marcos Pizarro o bien con Federico Giménez Riili (uno de los propietarios). A partir de allí, se puede degustar todas las líneas de vinos y escuchar de sus propias voces, los secretos de vinos elaborados con la última tecnología, pero con toda la pasión familiar y de sus hacedores.

No solo el vino es protagonista, sino que también se podrá conocer las innovadoras cervezas artesanales que llevan en su nombre un sello mendocino por excelencia: Mata Zonda, en alusión al caluroso viento típico de la región que baja desde la cordillera.

Vinos de familia

Las líneas de vinos de la bodega que produce cerca de 150 mil litros anuales, expresan el espíritu de una familia de emprendedores: Buenos Hermanos, Padres Dedicados, Gran Familia, Joyas de Familia y los espumantes. También se pueden degustar los vinos de sus enólogos: Tierra de Dioses, la marca de su asesor Pablo Martorel y el nuevo proyecto de Marcos Pizarro, todo una novedad en este 2019.

Pero antes de dejar la estadía, ningún visitante de Giménez Riili puede irse sin hacer un paseo en bicicleta o bien a caballo entre los viñedos y recorrer el predio donde se ubica The Vines of Mendoza y que incluye las bodegas que integran el recorrido: SuperUco, Solo Contigo y Corazón del Sol, entre otras.

La #ExperienciaGimenezRiili quedará en el recuerdo de todo huésped que llegue hasta este cálido lugar de encuentro en el Valle de Uco; pero como dicen las propias estadísticas de la posada; los turistas repiten, vuelven y recomiendan la experiencia.